Foto: Al Día

Lo fueron a matar a su casa porque tenía prisión domiciliaria

Carlos Andrés González Quiroz, de 31 años, quien tenía casa por cárcel, fue asesinado de tres balazos en San Marcos, Sucre.

De acuerdo con las primeras versiones, la víctima que comúnmente era conocida como ‘Carlota’, fue interceptado por un sujeto que lo último a balazos en un callejón contiguo a su vivienda.

Al parecer, González murió al instante por los balazos que le afectaron las regiones escapular y cervical izquierda, así como la esternal.

Se conoció que, el occiso había sido capturado por el delito de porte de armas de fuego y/o municiones, y un juez de garantías decidió concederle el beneficio de detención domiciliaria.

Sin embargo, Carlos Andrés solo estuvo dos días con la medida, ya que sus verdugos fueron a buscarlo a su casa para quitarle la vida.