¿Fue imprudencia? Muere una persona tras sufrir un accidente en el río

El río Magdalena, uno de los más importantes de Colombia por el que se transporta ganado, gasolina, comida y hasta carbón, también es uno de los más caudalosos del país, las mercancías son llevadas en grandes remolcadores que cuentan con una fuerza impresionante que a su vez genera olas gigantescas producto de la hélice principal.

Por lo anterior, cada ver que un remolcador está pasando por el afluente, las embarcaciones más pequeñas deben tener la máxima precaución y aún más si van cargadas de mercancías que van a distribuir en los pueblos pequeños y corregimientos aledaños, ya que las olas que produce el lanchón puede voltearlos y caer en este río tan peligroso.

Tal y como sucedió en el corregimiento de Barbosa, perteneciente a Magangué, Bolívar, donde una ola al parecer habría golpeado a una canoa metálica cargada de mercancías y luego la volteó cobrando la vida de Belisario Padilla quien murió ahogado en las profundas aguas del río Magdalena.

“La flota al momento de cruzar, el agua le pega demasiado duro, la volteó y terminó debajo del remolcador, la flota pertenece al corregimiento de Palomino del municipio de Pinillos, iban dos personas allí, ellos eran hermanos solo iban ellos dos porque ellos no cargan pasajeros sino transporte de carga, ellos llevaban gasolina, sillas, zinc, cemento, varillas, alambres; entro otros materiales”, dijo Luis Arroyo, párroco del corregimiento de Barbosa.

Hay quienes aseguran que hubo algún tipo de imprudencia en el accidente, sin embargo, las autoridades no han establecido si hay culpables en el siniestro o si simplemente fue un suceso imprevisto.

Deja una respuesta

error: Content is protected !!