Connect with us

Opinión

Noviembre negro

 

Por: Victorino Gasparín

Como en las epopeyas del pueblo y la catarsis del cuestionado “Concejo visible”, trascurrió el mes anterior el municipio de la bella y sostenible Montería. El pitcher Marcos Pineda García  acostumbrado a colocar la pelota al centro del plato, no previó la tormenta que al horizonte se asomaba, jamás pensó que se convertiría en un huracán de tamañas proporciones devastadoras.

Empezaba el mes de los dos puentes festivos y la tormenta empezaba derrumbando las gradas del mal llamado estadio Jaraguay de Fútbol, proyecto que viene del gobierno anterior, ahí empezó a formarse el huracán, aunque fue explicado el suceso, hasta hoy los informes no convencen. No terminaba de tambalear la grada, y un enorme aguacero inundaba la ciudad sostenible de Colombia, dejándola al desnudo ante los errores de una ciudad mal planificada. Las pérdidas fueron incalculables, canales recién inaugurados colapsaron, las redes sociales evidenciaron una catástrofe jamás antes vista, el visionario “mono” Correa Exmanager de la alcaldía había dejado su estela de obras mal diseñadas, mal planificadas y desastrosamente mal ejecutadas.

No terminaba de acabar la semana y el bateador del concejo invisible le propinaba el primer home run al pitcher Pineda, cabizbajo en su montículo veía como la bola cruzaba la cerca, y el bateador de Cambio Radical Amaury Contreras pisaba las cuatro bases anotando la 1 carrera del encuentro. El infielder del alcalde conformado por Yunez, Cabrales, Rivera y Madrid dejaban pasar cada roletazo, esta vez Godin y un Paletazo de roling por el Short Stop que nadie paraba; Atrás las coaliciones hacían agua con los batazos de Zapata, Pérez, Cáliz y Pinedo, en fin a esperar si el alcalde aguanta la garrotera que le están dando en el primer inning.

No pasaba la semana, el triunfo de Trump haciendo eco por todo el mundo, el enredo de la Paz y la Reforma Tributaria empezaban los días, pero como entre cielo y tierra no hay nada oculto, cuando por fin el alcalde Pineda García pudo sacar los tres outs del primer episodio y blanqueándose en la parte baja del primer inning, empezó la garrotera del segundo round, si señores Zapata, y Negrete asestaron tremendos roletazos por la Secretaria de Planeación y desnudaron el hueco que tiene el ex coach de Planeación Montoya, al montículo se sube por primera el asesor estrella y coach de pitcheo Edgardo Espitia, consternado por la palera que le están dando a su jefe, pero hasta este episodio nada le sale en al abridor.

Lo cierto es que el año no termina bien en Montería, en la Alcaldía, al  “Estadio de la Torre y Miranda” le hacen falta luces para que continúe el juego, el pitcher Pineda, su coach Espitia y los otros miembros del equipo tendrán que hacer señas y nuevas estrategias para arreglar los desastres que dejo el tornado Correa para ganar el juego. La encerrona a la sobresaliente Secretaría de Educación y la mafia que quiere seguir haciendo de las suyas desde el bullpen de los rectores, el secretario de planeación aun anda en las nubes y no ha aterrizado. La oficina de ciudad  verde espera oportunidad para debutar, está sin presupuesto. Así como están las cosas el manager tendrá que dejar de lanzar y ponerse a gobernar con humildad si no quiere que en el sexto inning le ganen por nocaut. Su equipo de asesores y el correinado autócrata le están haciendo daño al municipio. Esperemos que Papá Noel le traiga sabiduría al mandatario que asuma posturas humildes y avance  al 9 episodio ganando  el partido que hoy  lleva perdido.

Click to comment

You must be logged in to post a comment Login

Leave a Reply

Síguenos en redes sociales

Copyright © 2020 LA LENGUA CARIBE by JVST

Connect
error: Content is protected !!